000184362w

MADRESPOSAS, PUTAS, MONJAS PRESAS Y LOCAS

Por Angélica Porras

Como tan claramente lo expresa Marcela Lagarde (2005) en su conocido libro Los cautiverios de las mujeres: madresposas, putas, monjas, presas y locas, “la opresión de género está activa en el mundo. A pesar de nuestros logros, la vida de cada mujer contemporánea sucede en condiciones históricas de hegemonía patriarcal”.

El espacio de la administración de justicia no es la excepción, allí se evidencian todos los días, en todos los actos, las distintas aristas con las que el Derecho y su aplicación, subordinan a las mujeres, sus necesidades, sus identidades y sus demandas. Alda Facio (1999) describía en su texto Metodología para el análisis del género del fenómeno legal tres componentes del derecho: el político-cultural; el estructural y el formal-normativo en los que se manifiesta el androcentrismo de lo legal.

Vale la pena por el asunto que aquí nos atañe referirnos al componente estructural y al político-cultural. En el primero se sitúan las actuaciones de las cortes, jueces, administradores y auxiliares de justicia, que además se complementa con las costumbres y opiniones que sobre el ejercicio del derecho tienen las personas en general, que corresponden al segundo.

En este contexto, ¿Qué pasa con una mujer-madre que debe acudir a la justicia para solicitar que el padre de su hijo cumpla con sus obligaciones?

Precisamente allí se manifiestan normas, actitudes, decisiones judiciales cargadas de androcentrismo, que de facto culpabilizan y penalizan a las mujeres, pues son ellas quienes deben buscar un abogado, quienes deben perder el tiempo (su tiempo de vida) en seguir el proceso para que se cumplan las normas escritas y vigentes. Resultando al final que, se le demoniza y satiriza por medio de comentarios despectivos y afirmaciones cargadas de sexismo propias de la ignorancia supina e irresponsable: “la pensión es un negocio…”; “esa plata debe ser para los hijos y no para ella…”; “la ley las vuelve mantenidas…”; y, demás cuestiones que muchas y muchos hemos escuchado y, tal vez, hasta repetido consciente o inconscientemente. Seguramente habrá excepciones, pero la regla es la descrita.

Actualmente a esto hay que sumar que nuestras vidas, angustias y placeres se ventilan en redes sociales, en las que cualquiera, desde ningún lugar, puede opinar sobre lo adecuado o no de las actuaciones de las madres que solicitan pensiones, ocultando una vez más las ideas y deseos de quiénes son las involucradas, usuarias de la administración de justicia, ¿qué dicen ellas?, ¿qué han tenido que pasar para alcanzar una pensión alimenticia?,  ¿es suficiente para vivir lo que se logra al fijar una pensión?

Todas esas preguntas han sido dejadas de lado, ocultadas, no se ha tomado en cuenta la voz de las usuarias de la administración de justicia, las que deben sufrir en carne propia todos los días, retrasos, discriminación e incluso ofensas.

15209111_10208835381695932_589480737_n

#VivasNosQueremos

Una colaboración de María Belén Moncayo/MALCRIADA TOTAL PRODUCCIONES

Yo soy Lucía, Lucha con cariño. Les voy a contar la historia de mi vida. Nací en el Ecuador hace 25 años. Mi madre no estuvo feliz con mi nacimiento y le doy la razón, no porque carezca de autoestima; sino porque llegó al embarazo por producto de una violación. Ella -que también se llamaba Lucha- asistía a sus cortos 13 años de edad a una escuela rural en un pueblo de la Costa, un día uno de los profesores abusó sexualmente de ella. Cuando se descubrió su estado de gravidez, mi tía la llevó a uno de esos lugares clandestinos para que aborte; al verla casi moribunda, la sacó y la llevó a un hospital público donde corrió una suerte peor aún: uno de los médicos llamó a la Policía y detuvieron a mi tía y a mi madre, pese a su agónico estado de salud. Meses más tarde nací en un centro de detención para jóvenes, donde estuvo mi mamá retenida casi un año. A pesar de que los movimientos feministas hicieron grandes esfuerzos por liberarla del encierro cruel, no pudieron hacerlo antes, debido a que familiares del violador, se dieron modos de poner en la mochila de mi mamá un paquete con droga; acusándola así de traficante, de una sustancia que a sus 13 años incluso desconocía. Este episodio fue orquestado además con la ayuda de movimientos mal llamados pro-vida y bien llamados anti-derechos; en su intento por sentar un precedente, dado el alto índice de adolescentes que -al igual que mi mami- son violadas y embarazadas, por cientos, todos los días en el Ecuador.

A mis 8 años de edad, mi mamá murió allá en mi pueblo. Mi padrastro le pagaba tanto, que ella -para abstraerse de tanto dolor- se volvió alcohólica. Un día tomó la botella equivocada y en vez de guaro bebió un disolvente de la carpintería de mi tío; y así terminó sus días mi viejita. Mi tía me trajo a Quito, a trabajar en la casa de una señora. Ahora, años más tarde es como una madre para mí. Se llama Rosa y nunca me hizo trabajar, ella no tenía hijos y era soltera; me dijo que los niños no deben trabajar. Me matriculó en la escuela y me llevaba a las luchas en las calles, con un pañuelo violeta en el cuello. Me decía siempre antes de salir: “Nosotras no nos rendimos, porque somos mujeres”. Fue ahí que conocí por primera vez a mi mejor amiga la Luna Camila, a quien su mamá y su abuelita; quienes también eran feministas, le llevaban siempre.

banner-marcha-vivas-nos-queremos

Cuando estaba en 9no de Básica, pasó algo muy triste. Una niña de 10mo apareció muerta en un corredor del colegio. Todavía me acuerdo de esa chica, porque en todos los eventos del cole tocaba el violín con mucho talento. Rosa, mi madre adoptiva, se sumó a la lucha de su mamá; para exigir que el Estado, la Policía Nacional y el colegio le den una respuesta satisfactoria. Mi ma y sus amigas estaban súper enojadas y con la Luna ayudábamos a hacer carteles, porque decían que la niña se había suicidado y que era porque la mamá era despreocupada…Y nada que ver. No era así.

Seguir leyendo “#VivasNosQueremos”

gv3

INTERROGANTES SOBRE LA DETENCIÓN Y LIBERACIÓN DE LA NIÑA VIOLADA POR JORGE GLAS VIEJÓ

Por @Aliciadorada

La joven violentada sexualmente por Jorge Glas Viejó, estuvo detenida desde el día de ayer hasta la tarde de hoy.  No se sabe por qué causas. A pesar de que ya fue liberada, rondan muchas interrogantes al respecto:

-Si fue detenida y liberada, ¿por qué motivos fue detenida?

-¿La liberación es definitiva o todavía pesan cargos sobre ella?

Si fue detenida y apresada, aunque sea por un lapso corto de tiempo, y sin que se conozcan con claridad los motivos de la detención:

-¿Quién responde por los momentos de angustia que pasó durante su detención y apresamiento?

-¿Cómo está su situación psicológica, qué impacto tuvo en ella este hecho?

-¿Cuál es el mensaje que quieren enviar a ella y a los activistas de derechos humanos que expusieron su caso en el Comité contra la Tortura de la ONU?

Además, ¿cómo está su niño, qué explicaciones le dieron sobre su ausencia, qué daños psicológicos podría sufrir derivados de la situación de angustia, presión y hostigamiento que sufre su joven madre?

Por otra parte, muchas  dudas existen sobre el caso del violador juzgado y hallado culpable, Jorge Glas Viejó,  padre de Jorge Glas Espinel, empezando porque hasta la fecha, ninguna autoridad ha demostrado con documentos que está cumpliendo la condena de veinte años a la que fue sentenciado.

La sociedad debe velar porque la niña que fue violada y su criatura, fruto de esa violación, no sean convertidas en un caso de abuso de poder y corrupción.

glas-viejo

CASO GLAS VIEJÓ: CUANDO TE ROBAN HASTA LA ESPERANZA

Por @Aliciadora

La niña violada por Jorge Glas Viejó,  el padre del Vicepresidente de Ecuador, Jorge Glas Espinel, fue detenida ayer. Por información de su madre proporcionada a la activista de derechos humanos Martha Roldós, se supo la noche de ayer, que la niña fue obligada a ingresar un paquete en su mochila.  “Coincidencialmente”, llegan uniformados policiales y la detienen con el paquete que era droga y que el extraño introdujo en su mochila a la fuerza:  “delito flagrante”.

Este extraño suceso, coincide con la Sesión número 59 del Comité de la ONU contra la Tortura, que se instaló la semana pasada en Ginebra Suiza,  en la cual, su presidente,   Jens Modvig, después de consultar a la delegación de Ecuador, presidida por la Ministra de Justicia, Ledy Zúñiga, formuló observaciones sobre la situación de la víctima en el proceso que involucra a Jorge Glas Viejó.

glas8

El presidente de este alto comité, Jens Modvig y el experto Felice Gaer, miembro del mismo comité,  preguntaron a la delegación ecuatoriana cómo había reparado el Estado a la menor que fue sexualmente violada por Jorge Glas Viejó, hecho que sucedió cuando él fue a instalar un colegio en una zona humilde.  La víctima era su alumna, una niña de 12 años de edad que fruto de la violación, quedó embarazada y a los 13 años, ya fue madre.  Además, Felice Gaer, otro miembro de este comité, expresó su preocupación por las represalias que la menor y su familia habrían sufrido durante todo el proceso que duró el juicio en contra de Jorge Glas Viejó y en el que fue encontrado culpable por el delito de violación y sentenciado a 20 años de reclusión. Hasta la fecha no se ha podido comprobar dónde está el sentenciado cumpliendo su condena.

pr10gh200914azphoto01

El Comité de la ONU contra la Tortura, emitirá un informe sobre este caso el 7 de diciembre de este año.

¿Poner al tanto de la ONU las graves irregularidades  durante el proceso para sentenciar a Jorge Glas Viejó,  se convierte en un nuevo episodio de abuso contra los más vulnerables e indefensos, en este caso, la niña violada y su pequeño hijo, hermano de Jorge Glas Espinel?

glas9

¿Qué le dijeron a su niño, cómo le explicaron que su madre no ha regresado del colegio porque fue detenida “por llevar droga en su mochila”?

captura-de-pantalla-2015-12-17-a-las-16-27-09

GLAS: EL CANDIDATO INCÓMODO

Por: @NguyenGuerrero

El escándalo de corrupción en Petroecuador, denunciado por el periodista Fernando Villavicencio, pesa sobre la figura del candidato a la Vicepresidencia de la República por Alianza País, Jorge Glas Espinel, no importa cuántas veces repita que “fueron traicionados”, es un hecho que la presencia de Glas en el binomio es un ancla para el partido oficialista que los hunde cada día un poco más.

Y no es que Lenin Moreno esté libre de pecado, el candidato a la Presidencia también tiene lo suyo, temas como el “Circo Social”, su holgada vida en Ginebra costeada con el dinero de todos, los millonarios contratos del Estado a favor de su yerno, entre otros temas, son una cruz para Moreno, pero la posible vinculación de Jorge Glas con la corrupción detectada en Petroecuador es tan escandalosa que hay rumores de que se analiza la posibilidad de reemplazarlo como candidato a la Vicepresidencia.

Cada día se conoce algo distinto sobre la ostentosa vida que llevaban Alex Bravo y Carlos Pareja Yannuzzelli: adquisición de mansiones, extravagantes fiestas, acompañantes, joyas, viajes.   Todo a vista y paciencia de las autoridades de control y fiscalización, y del actual Vicepresidente, Jorge Glas, que en su calidad de líder del sector estratégico y del proyecto de rehabilitación de la Refinería Estatal de Esmeraldas, ha preferido mantener un cómodo y sepulcral silencio.

¡Lo hicimos!

La viralización en redes sociales del video en donde de forma efusiva, en un Enlace Ciudadano Jorge Glas se dirige tanto a Carlos Pareja como a Alex Bravo diciéndoles: “Lo hicimos, lo conseguimos” refiriéndose a la conclusión del proyecto de rehabilitación de Refinería, fue la gota que derramó el vaso. Estas palabras resuenan en los oídos de los ecuatorianos e inevitablemente uno se imagina al actual Vicepresidente y candidato a esa misma dignidad, como el “Líder” de estos nefastos personajes:  el primero prófugo y el segundo en la cárcel por haber incurrido en presuntos actos de corrupción en el manejo de millonarios contratos que se suscribieron para este proyecto, cuyo costo total se estima, según datos oficiales en 1.200 millones de dólares. Fotografías que circulan en redes sociales, de un Jorge Glas muy sonriente junto a Pareja y Bravo, no ayudan mucho al candidato a deslindarse de este escándalo.

Tampoco se entiende que el Vicepresidente Glas sostenga que “a pesar de todo” (¿entiéndase el enriquecimiento ilícito?) la rehabilitación fue un éxito. Esta defensa a ultranza del “proyecto” también genera dudas en la ciudadanía. ¿Cómo puede funcionar bien la refinería de Esmeraldas si gran parte de los recursos fueron utilizados en coimas o desviados a cuentas en paraísos fiscales y no fueron invertidos en su real propósito?

Recordemos un video que muestra la realidad de la Refinería a poco tiempo de su inauguración:

https://www.youtube.com/watch?v=2rXZndVy3bE

Seguir leyendo “GLAS: EL CANDIDATO INCÓMODO”

adolescentes5

NI NEGOCIANTES NI EXTORSIONADORAS

Una colaboración de Cecilia Espinosa

adolescente22

En los últimos días mucho se ha dicho sobre pensiones alimenticias.  Y aquellos que hablan de mujeres “negociantes”, prefieren ignorar una realidad invisibilizada: la de las madres a las que les ha tocado asumir toda la carga de la crianza, cuidado y manutención de los hijos en un sistema machista dominante. Madres que no tienen la opción de renunciar a sus obligaciones y que hacen enormes sacrificios para ser para sus hijos madres criadoras y proveedoras. Estas madres no conocen de argumentos superficiales, de citas de autores, de frases elaboradas. Pero sí sufren en carne propia los criterios y prejuicios que desnudan a muchos sectores de la sociedad.  Estos prejuicios muestran desconexión y desconocimiento del día a día en el que viven las madres ecuatorianas que se ven obligadas a ser padre y madre a la vez.  Esta tribuna misógina, machista e inquisidora, se autocomplace aplaudiendo sus “brillantes” soluciones. Y son sus propios prejuicios y sesgos los que no le permiten mirar más allá, pues fuera de la comodidad de sus escritorios y de sus muros, desconocen totalmente cómo encaran las madres solas su situación. Es así como estos seres iluminados se creen con la solvencia moral para permitirse  hablar de límites a la tabla de pensiones alimenticias, o de rendición de cuentas para la madre sobre los dineros a ella asignados para el cuidado de los hijos. Para plantear tales “soluciones”, parten de la presunción de  que la madre busca perjudicar a sus hijos y hace de ellos un negocio.

En nuestra sociedad, las mujeres que acuden al sistema de justicia para exigir que el padre de sus hijos cumpla con sus obligaciones económicas y afectivas, son mal vistas.  Pero lo que ignoran los prejuiciosos, es que las madres lo hacen  porque el padre prefiere evadir sus obligaciones.  Así lo demuestran las cifras, pues la mora en materia de pensiones alimenticias es escandalosamente alta, superando el 80% de los casos evacuados en las Unidades Judiciales de la Familia.  La falta de cumplimiento de las obligaciones económicas, generalmente va de la mano con el abandono afectivo al niño, el repudio social y la adjetivación a la madre si trata de cobrar estas pensiones vencidas.  Por el contrario, se aplaude y se respalda la irresponsabilidad de padres fugitivos, que huyen de las obligaciones para con sus hijos, como fue el caso reciente del futbolista Enner Valencia.

Aquí una radiografía de lo que sucede a diario en el sistema de justicia ecuatoriano: Marcela (nombre ficticio) se divorció hace 10 años.  Durante el juicio de divorcio,  ella no pudo demostrar los ingresos de su ex-pareja y él le propone al juez entregar una pensión alimenticia de 20 dólares por cada una de sus hijas de 7, 3 y 1 año respectivamente.  El juez observa que los 20 dólares no le alcanzaría ni para un litro de leche al día y fija una pensión alimenticia mensual de 30 dólares por cada una de sus hijas, 90 dólares en total.  Después de la audiencia de divorcio, ni Marcela ni sus hijas volvieron a verlo, tampoco realizó ningún pago de pensiones alimenticias. Al cabo de muchos años, aparece para pedir que se le firme unos recibos, por cuanto necesitaba salir del país para radicarse en el exterior.

Lucía (nombre ficticio),  madre de dos niños, que pese a estar casada y convivir con el padre de sus hijos, era quien debía encargarse de toda su manutención, puesto que su ex pareja la llevó a vivir con sus suegros y ya le “ayudaba con la vivienda”.  Cuando él la abandonó, tuvo que salir de la casa de los suegros y conseguir un trabajo a medio tiempo, cuya remuneración no  llegaba ni al salario básico.  Así tuvo que sobrevivir con sus dos hijos, pues el padre nunca más apareció.

Historias inverosímiles como las que se cuentan aquí, son cotidianas y se reproducen a gran escala.

A diario, en las Unidades Judiciales de Familia, se presencian verdaderos dramas, en donde la constante es ver a los padres valiéndose de cualquier artimaña para evadir lo más que puedan sus responsabilidades y prefieren ser forzados por el juez antes que asumir sus obligaciones.  Los hay también los que presentan argumentos increíbles para justificar el no cumplimiento de las mismas.  Los argumentos más utilizados son aquellos que atacan la moral de la mujer que es la madre de sus hijos.

Con estas pocas historias reales, todavía hay quienes piensan  que el problema de las niñas y mujeres violadas, es un tema de menor importancia y que no debe ser debatido en la sociedad. Creen que  es mejor esconder bajo la alfombra la realidad de estas niñas y adolescentes  que son obligadas por una ley misógina y retrógrada a dar a luz al hijo de su violador, que en la mayoría de los casos es un miembro de su núcleo familiar. ¿Acaso este violador les brindará asistencia económica para sostener a su hijo? Claro que no.  En las niñas, adolescentes y mujeres violadas nadie piensa, pese a que el tema merece un serio análisis y mucho más en tiempo de elecciones. Los que quieren seguir condenando a la mujer con leyes calificadas por la propia ONU como que favorecen a la tortura, prefieren olvidar que existe una exhortación explícita de la ONU para que la legislación ecuatoriana despenalice el aborto por violación.

Quienes nos declaramos feministas, quienes libramos batallas a diario en las Unidades Judiciales y Tribunales, vivimos una realidad que muchos no alcanzan a imaginar.  Por dedicarnos a esta tarea, que es una tarea de justicia, nos llaman desde fanáticas, hasta feminazis, y otros calificativos que no pueden ser escritos en estas líneas.  Pese a todo, no callaremos.

No aceptamos que se señale a las madres como negociantes de sus hijos o extorsionadoras, aquello nos ofende y nos indigna a todas, porque esa forma de señalarlas no se compadece con la realidad de la mayoría de las madres ecuatorianas. Queremos una sociedad más justa e incluyente en donde padres y madres pensemos más en nuestros niños.

rd-php

El mensaje de María José Carrión: trivializar la corrupción del régimen

Por: @NguyenGuerrero

El mensaje de María José Carrión a la opinión pública al señalar que “Si en el Vaticano hay corrupción…nosotros no estamos exentos”, es claro. Lo grave es que estas palabras vienen de la Presidenta de la Comisión de Fiscalización y Control Político de la Asamblea Nacional.  Evidentemente, muy pocos conocen que María José Carrión, del bloque de Alianza País, ostenta este cargo que es primordial para que la Asamblea cumpla con uno de sus fines señalados específicamente en la Constitución:  fiscalizar.  Y es que con la muletilla de que “no se debe hacer show de la fiscalización”, este organismo no da paso a ninguna denuncia en contra de funcionarios del régimen.

http://www.ecuadortransparente.com/noticias/politica/maria_jose_carrion_afirma_que_si_en_el_vaticano_hay_corrupcion_el_gobierno_no_esta_exento_de_corrupcion.asp

Que la Presidenta de la Comisión de Fiscalización y  Control Político de la Asamblea Nacional, encargada de fiscalizar los actos del poder público busque legitimar la corrupción, con el pobre argumento de que “pasa hasta en el Vaticano”, refleja de cuerpo entero la degradación a la que ha llegado la Función Legislativa, que lejos de ser un contrapeso al poder ejecutivo, se ha convertido en su alfombra.  Ya no se guardan ni las formas.  Un claro ejemplo de ello es que en el reciente Juicio Político en contra del Ministro de Educación Augusto Espinosa, en redes sociales se denunció a una asambleísta, miembro de la Comisión de Fiscalización, por haber participado de una reunión en apoyo a este funcionario. Así también, los demás miembros de la Comisión -militantes de Alianza País- anticiparon criterio declarando abiertamente que el Ministro era inocente y el resultado era evidente, el juicio político fue archivado.

Seguir leyendo “El mensaje de María José Carrión: trivializar la corrupción del régimen”

_futbolista_08076785

LEYES DE FEMINAZIS, SOLTERONAS Y AMARGADAS

Una colaboración de Lorena Grillo 

Fue en el año 1998 cuando mi jefe de ese entonces me llevó a una audiencia en un caso de fijación de alimentos. Como defendíamos a la madre, me fui feliz a ver cómo se hacía justicia en favor de los dos niños que había visto algunas veces en la oficina. Llegamos al juzgado y me llamó la atención ver a un acaudalado hacendado estar vestido con overol de obrero y sucio hasta la cara, aunque la mugre no podía tapar sus ojos azules y cabello rubio, mucho menos su conocido apellido.

El hacendado era el padre de los niños. Ya en la audiencia, como prueba a su favor presentó un certificado del administrador de su propia hacienda de que estaba empleado en calidad de “capataz” y que ganaba el básico de ese entonces.  Mi jefe trataba de hacer entrar en razón al hombre, indicándole que la madre quería que solamente pague el colegio en el que los niños ya llevaban años estudiando, que por supuesto, era el colegio más caro de Quito, y que la madre se haría cargo del resto.

La jueza horrorizada con el valor de las pensiones escolares y aterrada por la “pobreza” del acaudalado alimentante se negó de plano y le dijo a la madre que tendrá que acomodarse a las nuevas circunstancias de ser una mujer separada. La jueza no reparó en que la pensión del colegio era para los niños, pero tampoco parecía que le importaba, pues terminó fijando una pensión con la que se cubría apenas el transporte escolar. Seguir leyendo “LEYES DE FEMINAZIS, SOLTERONAS Y AMARGADAS”

1372725126_317744_1372725738_noticia_normal

EMBARAZO ADOLESCENTE, DOLOROSO ESPEJO DE UNA SOCIEDAD

Por @Aliciadorada

Según estudios de UNICEF publicados en enero del 2015, las tasas de embarazo adolescente en América Latina son las que menos han descendido en comparación a otras regiones del planeta. El  el 33% de los embarazos corresponde a menores de 18 años.  Y de ese total, un 20% son menores de 15 años. La UNICEF estima que se mantendrán como las más altas del mundo y serán estables hasta el 2100.

Los estudios de UNICEF sostiene que en esas edades el embarazo en adolescentes suele ser producto de violencia sexual, falta de información y falta de oportunidades.  Además, el riesgo de morir por causas relacionadas al embarazo adolescente, parto y postparto, se duplica si el embarazo es antes de los 15 años. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las complicaciones durante el embarazo siguen siendo la segunda causa de muerte entre madres de 15 y 19 años.  En Ecuador, la primera causa por la que las niñas de 10 a 17 años acuden al hospital es por  parto y sus complicaciones: 74.000 niñas al año, según cifras de la Flacso.

Entre los factores asociados al  embarazo precoz, son determinantes las características del hogar de la adolescente:  el ingreso económico de los progenitores, sus niveles de educación y la condición de pobreza del  hogar. No es coincidencia que 9 de cada 10 niñas embarazadas vivan en países de bajos ingresos económicos y galopante corrupción.

En Ecuador, según el INEC, el 44,1%  de mujeres tuvieron su primer hijo entre los 15 y 19 años de edad Seguir leyendo “EMBARAZO ADOLESCENTE, DOLOROSO ESPEJO DE UNA SOCIEDAD”

file-asp

LA CACERÍA DEL ZORRO, EL RECHAZO POPULAR Y UNA ESTREPITOSA CAÍDA

Por: @NguyenGuerrero

Se engalanaron y perfumaron.  Cual dioses sagrados y a lomo de finos corceles,  hicieron presencia en la Cacería del Zorro, una fiesta ibarreña tradicional de las clases más pudientes de esa ciudad.   No se imaginaron la respuesta popular, el grito de “Fuera Correa, fuera” fue sonoro. La Presidenta de la Asamblea, Gabriela Rivadeneira, aparentó una conveniente sordera y actuó como si tuviera al frente su teleprompter y continuó con el guión.  Por su parte, el Ministro del Interior, José Serrano, se puso nervioso, acaso, y sin poder sostener la vergüenza y la ira, se resbaló en su omnipotencia y se golpeó de frente con la humillación. Debió doler, sobre todo cuando tanto halago y honor inmerecidos, hacen sentir al que los recibe un ser  todopoderoso, por encima del bien y del mal.  Algo así como el galán de “Tierra de Serpientes”.

La ciudadanía está cansada, y no es para menos, después de casi diez años de correísmo. El cansancio es por las mentiras y el cinismo, no se come el cuento de que justo luego de que Carlos Pareja Yannuzzelli se escapó a España, encontraran las pruebas para “vincularlo” a la investigación por el caso de corrupción a Petroecuador.  La gente siente los efectos de leyes como la eliminación del 40% del aporte estatal al IESS, el techo a las utilidades a los empleados de las telefónicas.  También le indigna la utilización de jueces y fiscales para perseguir a quien disiente, el endeudamiento agresivo e irresponsable, las salvaguardias que los obligan a ir a comprar fuera y que para colmo los tilden de traidores, la falta de empleo, las violaciones reiteradas a los derechos humanos.  Su catarsis es expresar su rechazo y nada mejor para ello que el grito de “Fuera Correa, Fuera”, un grito que encierra muchos significados. Este grito se va volviendo una tradición, una cábala y una forma de sacar el estrés.

Repasemos algunos grandes momentos y los lugares en donde este grito ha unido a cientos de ecuatorianos:

LAS MARCHAS DE LAS ORGANIZACIONES SOCIALES Y POPULARES:

Las manifestaciones en contra de las políticas anti populares del régimen, son el lugar más propicio para el icónico grito, nadie se va sin gritar un “Fuera Correa, Fuera”. Claro que allí surgen variaciones como “Fuera Facho, Fuera” o “Fuera Corrupto Fuera”.  Hay de donde escoger.

Seguir leyendo “LA CACERÍA DEL ZORRO, EL RECHAZO POPULAR Y UNA ESTREPITOSA CAÍDA”